8 de octubre de 2009

Estocadas y capotazos para Briatore


La Palma.- Hacer leña del árbol caído ha sido siempre el deporte nacional. Cuando vemos que alguien tropieza, le ponemos la zancadilla y después comentamos la aparatosa caída. Con el depuesto Flavio Briatore la gente se muestra muy visceral, o a favor o en contra; casi nadie abre el micrófono para decir un “esperemos a ver qué pasa”.

Una persona a la que Briatore ha mantenido apartada de la F1 y que podría haberse ensañado con maldad con el italiano es el piloto de equipo de fútbol, Sebastián Bourdais. El francés ha sorprendido por lo medido de sus declaraciones y por el respeto a la persona, al individuo que cortó sus aspiraciones en la F1 hace unos años, cuando el piloto de Le Mans solo tenía la opción de Renault.

"Hubo una historia con Flavio, cuando la Federación Francesa de Automovilismo intentó ayudar a un nuevo piloto francés a llegar a la F1. El sólo me propuso un contrato de representación pero sin ninguna garantía. Lamentablemente tuve que declinar la oferta, ya que nunca iba a trabajar así. Era una locura", dijo Bourdais refiriéndose a Briatore.

"Básicamente, la Federación Francesa y Renault habían acordado promover un piloto francés y a continuación no estaban de acuerdo en los términos pactados. Renault con Flavio fueron por un lado y mientras, la Federación Francesa trataba de encontrar el dinero. Flavio estaba tratando de repetir lo que había hecho con Webber el año anterior, cuando David Sears no necesitaba el dinero porque tenía el apoyo de Vodafone. Pero este año precisaba de dinero, porque no tenía patrocinadores. Flavio estaba tratando desesperadamente de llegar a un acuerdo con él, y sabía que no iba a pasar porque David me dijo: yo no puedo hacerlo, no hay ninguna posibilidad", recordaba amargamente el piloto francés, sobre la que ha sido su eterna cruzada desde que corre en coches: conseguir dinero.

"Al final, la Federación Francesa consiguió bastante dinero, con el Gobierno Francés, Playstation y Renault. Renault F1, no, sólo Renault. Ellos limaron las diferencias y firmé un acuerdo de representación con Flavio, porque era parte del trato. Flavio enojó mucho por eso, y desde ese momento se convirtió en un gran problema para mi carrera", señaló Bourdais.

El enfado de Briatore se produjo porque Bourdais solo aceptó firmar el pobre acuerdo de representación cuando el francés tuvo de su lado a la Federación Francesa de Automovilismo, es decir que el mismo acuerdo que Flavio le ofreció “gratuitamente”, no lo aceptó Bourdais por ser muy malo para él, pero poco después aceptó someterse a Briatore en los mismos términos porque tenía al Gobierno Francés respaldándole. Briatore no lo quiso en el equipo y le dio el puesto de piloto de pruebas a Franck Montagny.

Cuando ahora le han preguntado a Bourdais sobre la escandalosa salida de Briatore de la F1, el francés se ha mostrado sorprendentemente muy cauto y no ha querido hacer sangre, quizás, y es mi teoría, porque podría tener algo ya hablado con Prost para volver al equipo del rombo, en sustitución del paupérrimo Nelsinho 2, Romain Grossjean. Bourdais dijo que “No me importa ¿Qué me debe importar? Lo que ha hecho o ha dejado de hacer es su problema. Yo nunca interferí en sus problemas, no me importan. ¿Qué pienso de eso? Se le ha prohibido volver a la F1 por sus trampas. ¿Es demasiado, no es suficiente? No lo sé".

"Él me destruyó el tiempo suficiente. No se trata de venganza ni nada, no es nada personal, pero ha sido un dolor para mí durante años. Traté de dejarlo solo y traté de asegurarme de que él me dejaba en paz a mí. Pero no funciona de esa manera", comentó cauto el ex-piloto de F1.

Como no todo podían ser puñaladas, el socio de Briatore en el club de fútbol inglés, Queens Park Rangers, Bernie Ecclestone, ha expresado a Flavio su deseo de que aporte las pruebas de le declaren inocente, para poder volver así al paddock de la F1 "Si Flavio tiene nuevas pruebas, y dijo que las tiene, debería presentarlas enseguida".

Briatore tiene un hombro en el que llorar, en la persona de Ecclestone, que se enteró del affaire Singapur´08 allá por mayo y que interrogó al italiano al instante "Lo negó y dijo, ¡Eso es absurdo! Le creí", comentó el colega de Mosley.


También quiso dejar claro que respeta la legalidad vigente y las resoluciones de la FIA y que si le pidiese Flavio un pase para asistir a una carrera se lo negaría "Le diría que no. Hasta que demuestre que es inocente".

¿Y si Briatore es inocente y prueba su inocencia en los tribunales? Si eso sucediese se habría producido un linchamiento en toda regla, y un mal a la persona difícilmente solventable.

 
Vía │ TheF1, F1-live

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada