9 de abril de 2009

Schumacher castigado por Ferrari

Maranello.- Tras las acusaciones y críticas recibidas en Ferrari por la decisión de montar neumáticos de lluvia extrema en el coche de Raikkonen, medida que tomó la Scuderia en el pasado Gran Premio de Malasia, los responsables de Ferrari han optado por tomar la salida fácil: echarle la culpa a otro.
Las culpas en este caso han recaído sobre las espaldas de alguien que entiende de carreras como nadie, nada más y nada menos que el mismísimo Michael Schumacher. La cúpula de Ferrari le acusa de haber tomado la decisión precipitadamente, sin hacer caso a las predicciones que le decían que todavía no llegaría esa lluvia extrema. El castigo para Schumacher será no poder estar con el equipo en las 2 próximas citas, China y Bahrein.
Dudo que en la Scudería haya alguien que sienta más los colores y que sepa más de carreras y estrategias que el alemán, por lo que la motivación de semejante castigo no deja de ser política, ya que en este momento se trata de ofrecer al público en general la imagen de grupo unido y disciplinado. Michael no ha hecho declaraciones, mostrando así su caballerosidad y su respeto por Ferrari, pero ya están surgiendo los rumores de un contrato con Brawn GP para 2009, e incluso la aparición de Audi en la F1 con Schumacher de Jefe de equipo y piloto.
Alguien en Ferrari tiene una gran cantidad de errores sobre sus espaldas, y ese no es Schumacher, que lo único que ha hecho es dar gloria al cavallino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada